RESTO EN CHASCOMUS

TOMARSE UNOS DÍAS, AUNQUE SEAN POCOS, NOS DAN LA POSIBILIDAD DE RECARGAR ENERGÍAS, PARA SEGUIR ADELANTE CON TODO.
CADA TANTO, NO TAN SEGUIDO COMO QUISIÉRAMOS
NOS SUBIMOS AL AUTO Y VAMOS A ALGÚN LUGAR TRANQUI 
EN BUSQUEDA DE ESA RECARGA

COMO LA IDEA ES BAJAR UN CAMBIO
AUNQUE EL VIAJE NO SEA TAN LARGO, SI SURGEN GANAS DE PARAR 
LO HACEMOS.
ASI FUE COMO PARAMOS EN CHASCOMUS A ALMORZAR, LA IDEA ERA LLEGAR HASTA LA LAGUNA PERO EN EL CAMINO
VIMOS ESTA FACHADA
ERA UNA INVITACIÓN A ENTRAR 
 ¿ PORQUÉ RESISTIRSE ENTONCES?

REALMENTE EL LUGAR MERECÍA LA ATENCIÓN QUE LE DEDICAMOS
NO SOLO LA ARQUITECTURA ESTABA MUY BIEN RESUELTA,
LA AMBIENTACIÓN, SIN PRETENSIONES,  IMPECABLE,
CUIDADA, Y CON DETALLES MUY BIEN PENSADOS.
SINO QUE ADEMÁS LA ATENCIÓN ESMERADA,LA COMIDA EXQUISITA,
Y LOS PRECIOS SUPER RAZONABLES

LUNES OTRA VEZ
VOLVER A LA RUTINA NO ES FÁCIL, PERO ES NECESARIO
PARA CONVENCERME DE ELLO ME REPITO ESTE FRAGMENTO DE
 ANTHONY DE MELLO


-¿Cuál es el secreto de la serenidad?, preguntó el discípulo.
– Cooperar incondicionalmente con lo inevitable, respondió el Maestro.

POR SI  ALGUIEN QUIERE SABER EL LUGAR ES ESTERPETA

7 Replies to “RESTO EN CHASCOMUS”

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *